sábado, 19 de diciembre de 2020

El Café de la Ópera por María Rosa Jordán

 


EL CAFÉ DE LA ÓPERA

Paseando por el Madrid más típico, más noble e histórico, es donde se encuentra este establecimiento que hace las delicias de los visitantes madrileños, amantes de su tradición y turistas, uno de los primeros autores en utilizar el término (turistas) fue el novelista francés Stendhal.

Llegamos a la Plaza de Oriente, este amplio escenario, es el más antiguo de la capital, aunque no lo parezca, aquí comenzó la historia de Madrid, es donde se establecieron los primeros judíos y musulmanes, un buen ejemplo, es la atalaya árabe, del siglo XI, escondida en el aparcamiento de la Plaza de Oriente. El Palacio Real (1738-1764) ocupa el solar del viejo Alcázar de los Austrias, magnífico edificio levantado en la España del siglo XVIII. Frente al Palacio Real nos encontramos con el Teatro Real, edificio armonioso en este paisaje madrileño, que guarda geniales brochazos velazqueños.

Hay que reseñar que en la misma Plaza de Oriente número 6, se alojó el genial Giuseppe Verdi, había llegado pocos días antes, con motivo del estreno en España de su ópera “La Fuerza del Destino“.

A muy pocos pasos nos encontramos con el Café de la Opera, en la calle Arrieta (cuyo nombre se debe al compositor español, Emilio Arrieta, autor de la primera ópera nacional “Ildegonda” en 1849.

Hace 22 años, en el corazón de Madrid, un pequeño establecimiento decidió deleitar los oídos de sus comensales, con la melodía de un piano acompañado de increíbles voces líricas, para transportarlos a los mejores teatros del mundo. El Café de la Opera es ese lugar que ofrece a diario la mejor gastronomía y que además en las noches de viernes y sábado, sorprende con una cena que sabe a música. Una velada cantada por su compañía lírica, con nombre propio y una exquisita cocina de autor.

Un lugar para contar historias y comenzar otras, el rincón perfecto, donde crear momentos únicos y a todo ello hay que añadir la posibilidad de disfrutar de su estupenda terraza frente al Teatro Real. Además de su característica gastronomía, el grupo cuenta con dos magníficos hoteles en el centro de Madrid, El Hotel Opera y el Hotel Meninas. Su secreto mejor guardado son las habitaciones con jacuzzi y terrazas amuebladas con vistas panorámicas al Madrid Antiguo y al Palacio Real.

Bajo la atenta mirada del Teatro Real los artistas cuentan y cantan las obras más populares Madame Butterfly, La Traviata, Carmen, La Bohème o el Barbero de Sevilla, tiene como resultado un lugar único, es todo un referente internacional y en un clásico de la cultura y el ocio de la capital poniendo las emociones a flor de piel en cada una de las representaciones.

MARIA ROSA JORDAN

No hay comentarios:

Publicar un comentario